Suscríbete a nuestro boletín
Bosques con todos

Después de la histórica jornada electoral del pasado primero de julio donde el pueblo de México participó ampliamente y expresó de manera clara sus preferencias para elegir al Presidente de la República y para la integración del Congreso, distintos actores del sector forestal nos hemos reunido para hacer un análisis de las propuestas de política […]

AUTOR: CCMSS|17/08/2018

Después de la histórica jornada electoral del pasado primero de julio donde el pueblo de México participó ampliamente y expresó de manera clara sus preferencias para elegir al Presidente de la República y para la integración del Congreso, distintos actores del sector forestal nos hemos reunido para hacer un análisis de las propuestas de política pública forestal que se hicieron en el periodo de la campaña electoral.

Representantes de los distintos grupos que conforman al sector forestal, es decir, productores forestales, sociedad civil, academia, pueblos indígenas, técnicos forestales e industriales, trabajamos en la formulación de un nuevo documento de propuesta de política forestal para el sexenio 2018-2024, que incluye las visiones y los legítimos intereses de los grupos que participamos en su elaboración.

En este ejercicio hemos puesto sobre la mesa nuestros conocimientos y experiencias para tejer un conjunto de ideas y propuestas de política forestal para enfrentar los retos que tiene nuestro país.

Las propuestas centrales que integra el documento “Bosques con todos, propuesta de una nueva política forestal” son:

1-. Un plan estratégico de mediano y largo plazo, de carácter vinculante, generado de manera incluyente y participativa, que establezca una política clara para los próximos años

2.- Perspectiva de derechos humanos en la política forestal, lo que incluye la actualización del marco legal y la armonización del mismo con diferentes compromisos internacionales, así como el fortalecimiento de los Consejos de consulta ciudadana.

3- Impulso al Manejo Forestal Comunitario, concebido como modelo de aprovechamiento de bosques, selvas y zonas áridas en forma colectiva y organizada. Incluye la producción forestal sustentable y legal ejecutada y administrada directamente por núcleos agrarios y pequeños propietarios, así como el cultivo, protección, y eventualmente, participación en fases posteriores de agregación de valor con un enfoque integral, orientado a la generación local de oportunidades.

4- Fomento a la producción forestal sustentable. Incrementar el presupuesto destinado al sector forestal. Crear un área de fomento especializada en servicios financieros, con bolsa económica garantizada para un financiamiento adecuado y suficiente y con mecanismos para la constitución de garantías y fondos revolventes.

5- Inversión pública incluyente, eficaz y transparente, orientada a: a) Manejo forestal sustentable comunitario, encauzado al cultivo, cosecha e industrialización primaria de menor escala en redes locales de valor; b) Industria de mayor escala y complejidad tecnológica.

6- Conservación y servicios ambientales. Desarrollar acciones que aseguren y mejoren la provisión de los servicios ambientales en el tiempo: promover el manejo productivo sustentable, el ordenamiento territorial; frenar el avance de agricultura y ganadería extensiva en áreas forestales y fortalecer esquemas de reforestación motivando la recuperación de especies locales y retomando el papel productivo de los acahuales.

7- Un marco legal progresista y aplicable. La recién publicada Ley General de Desarrollo Forestal Sustentable tiene inconsistencias que es necesario modificar. Paralelamente, se debe formular su Reglamento y necesario revisar y actualizar las normas oficiales mexicanas existentes para el sector, además de elaborar la norma de evaluación de servicios técnicos forestales.

8- Una nueva institucionalidad, que cubra necesidades del sector. Sus objetivos son: gestión participativa; fortalecimiento regional y descentralización; suficiencia gubernamental para atender la agenda y acercarse al terreno; agilizar trámites, supervisión y evaluación técnica y concurrencia intersectorial.

9- Fomento a la investigación, desarrollo de capacidades e impulso a la asistencia técnica. Formar hombres y mujeres para generar conocimientos, desarrollar tecnologías y llevar las soluciones al bosque y a sus habitantes, muchos de ellos identificados como grupos en situación de vulnerabilidad.

10- Atención a las agendas de cambio climático, biodiversidad, desertificación y política forestal. México debe destacar en el cumplimiento de convenios ambientales internacionales en materia ambiental; especialmente: la Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático, el Convenio sobre la Diversidad Biológica y el Convenio de las Naciones Unidas de Lucha Contra la Desertificación, las cuales es necesario atender en materia forestal.

Las propuestas de “Bosques con Todos” buscan retroalimentar el Plan Nacional de Desarrollo; plantean un Programa Estratégico Forestal, transexenal y vinculante, de mediano y largo plazo e incluso reformar algunos puntos pendientes de la Ley General de Desarrollo Forestal Sustentable.

Documento

Comunicado de prensa

Las organizaciones que participamos en este esfuerzo:

AMBIO, la Academia Nacional de Ciencias Forestales (ANCF), Asociación Mexicana de Plantadores Forestales (AMEPLANFOR), Asociación Mexicana de Profesionales Forestales (AMPF), Consejo Civil Mexicano para la Silvicultura Sostenible (CCMSS), Red Indígena de Turismo de México (RITA) y Red Mexicana de Organizaciones Campesinas Forestales (Red MOCAF).

También te puede interesar