Suscríbete a nuestro boletín
CCMSS se reúne con el próximo titular de Conafor

Asociados del Consejo Civil Mexicano para la Silvicultura Sostenible y parte de su equipo operativo se reunieron con el ingeniero León Jorge Castaños, designado como responsable de la Comisión Nacional Forestal por la administración federal que arranca el 1 de diciembre, para analizar la problemática de las regiones forestales y las oportunidades que hay,  en […]

AUTOR: CCMSS|08/10/2018

Asociados del Consejo Civil Mexicano para la Silvicultura Sostenible y parte de su equipo operativo se reunieron con el ingeniero León Jorge Castaños, designado como responsable de la Comisión Nacional Forestal por la administración federal que arranca el 1 de diciembre, para analizar la problemática de las regiones forestales y las oportunidades que hay,  en el marco de la transición política, de cambiar el enfoque de la política a fin de aprovechar el potencial  forestal del país y mejorar la calidad de vida de las comunidades que habitan y son dueñas de los bosques y selvas.

En la reunión el Consejo Civil resaltó su interés en colaborar con la próxima administración federal para impulsar políticas públicas encaminadas al desarrollo de capacidades productivas de las comunidades y ejidos que cuentan con recursos forestales.

Los miembros del Consejo Civil señalaron que durante la administración que termina, el manejo forestal comunitario dejó de ser uno de los ejes de la política forestal desaprovechando las enormes ventajas que tiene este esquema para contribuir con los esfuerzos para generar desarrollo en las regiones rurales, para reducir deforestación y reactivar las economías locales. Por lo que la nueva administración federal debiera rescatar los aprendizajes obtenidos de programas anteriores como el Procymaf, para relanzar una estrategia que logre dinamizar a las iniciativas productivas de comunidades, ejidos y pequeños propietarios.

En los últimos años, explicaron, la Conafor redujo su ámbito de acción al reparto de subsidios; se convirtió en una ventanilla de gestión de apoyos. Esa institución en lugar de haber promovido la conformación de equipos de prestadores de servicios técnicos forestales comprometidos con el desarrollo comunitario favoreció la operación de despachos expertos en gestionar apoyos. De esta manera en muchas regiones el interés y el esfuerzo técnicos dejó de ser el impulso a las iniciativas comunitarias y se enfocó a participar en las convocatorias y cumplir con sus requisitos.

En el encuentro con el próximo director de la Conafor se analizó esta problemática y se discutieron  posibles acciones que pudieran ponerse en marcha para estimular el desarrollo de esquemas de acompañamiento, extensionismo y prestación de servicios técnicos comprometidos que permitan  generar capacidades dentro de los propios ejidos.

“Haciendo uso de los programas de apoyo a las regiones, habría que estimular a que las mismas comunidades y organizaciones de productores integren sus propios equipos técnicos y que contraten a profesionistas locales y personas comprometidas con los intereses de la comunidad; el control de los procesos productivos por la comunidad debería ser una de las prioridades fundamentales del quehacer de la Conafor”.

El Consejo Civil planteó la necesidad urgente de transformar a la Conafor, se requiere contar con una institución comprometida con la compleja y diversa problemática que enfrentan las regiones forestales y que mas allá del reparto de subsidios, contribuya a la concertación de actores e instituciones para atender temas vinculados a la defensa del territorio, la tramitología, los mercados, las plagas, la diversificación productiva, la tala ilegal y la infraestructura de caminos.

Por otro lado, se planteó que en muchas comunidades los jóvenes, las mujeres y los avecindados tienen una nula participación en las decisiones y beneficios del manejo del bosque. Estos esquemas de exclusión muchas veces son favorecidos por los mismos programas gubernamentales que solo consideran a los titulares de los derechos agrarios. Es urgente desarrollar instrumentos que favorezcan y estimulen a las comunidades a tomar acciones a favor de la inclusión de estos actores particularmente a través del impulso a redes locales de valor.

En la reunión se destacó que la nueva administración gubernamental debería impulsar iniciativas innovadoras que ayuden a enfrentar los obstáculos del desarrollo comunitario. Como ejemplo, se habló de concertar un programa especial con Semarant de autorregulación que permita la tramitación expedita de la documentación forestal, el levantamiento de sanciones menores por parte de Profepa y el acompañamiento técnico para la adopción de mejores prácticas en la gestión del bosque por parte de las comunidades.

Finalmente, los socios del CCMSS indicaron que los espacios de participación y diálogo gobierno-sociedad han sido muy descuidados por la administración saliente; es indispensable darle vida al Consejo Nacional Forestal (CONAF), a los Consejos estatales forestales, a los Consejos Técnicos Consultivos (CTC). “Esperamos una gestión forestal mas abierta, donde exista un diálogo entre instituciones gubernamentales y organizaciones sociales; los espacios se cerraron y necesitamos abrirlos nuevamente, pues esto fomenta la transparencia, el entendimiento cabal de los problemas y obstáculos y la concertación de acciones para resolverlos ”.

También te puede interesar